Cualquier residente de Zaragoza que pasee por las calles de su ciudad, se habrá fijado en la proliferación, sobre todo en los últimos años, de los Cerramientos de Cristal sin perfiles verticales. Este tipo de Cerramientos tienen una característica que no tiene el Cerramiento Convencional de Aluminio, y es que una vez recogido en los laterales da la sensación de no haber cerrado la terraza.

Sin embargo, cualquier profesional que se dedique al complejo mundo de la ventana, se pregunta porqué Zaragoza se ha convertido en la ciudad no costera donde más cerramientos de este tipo se instalan. La razón habría que buscarla, probablemente, en la propia normativa del Ayuntamiento.

No pretendemos desde aquí ir contracorriente. Este tipo de Cerramientos los solicitan los clientes y las Comunidades de vecinos, y nuestra obligación es atenderles y ofrecer el mejor producto a un precio competitivo. El cristal debe tener un espesor mínimo de 10 mm. Se debe instalar perfiles compensadores para ganar los desniveles de las terrazas. Además, se ha de ofrecer un servicio de mantenimiento que verifique su correcto funcionamiento con los años. Sin embargo, no podemos ni debemos venderlos sin advertir de que la propia ausencia de perfiles verticales, hace que el aislamiento de este tipo de Cerramientos disminuya considerablemente, sobre todo, en los días de cierzo.

Por ello, nuestro consejo a la hora de elegir un modelo de cerramiento para un correcto aislamiento, siempre ha de ser el que nos ofrezca más garantías considerando hasta la propia orientación del edificio o la planta en la que vivamos. Y sobre todo ello, dejarnos aconsejar por auténticos profesionales de la ventana con la experiencia suficiente para saber los problemas que podemos tener al elegir un modelo u otro.